0

El problema de los gatos callejeros

Manejo y control de los gatos callejeros.

Hasta hace pocos meses era relativamente baja la proporción de gatos presente en las calles, cerca de los contenedores, en las esquinas, locales o solares abandonados e incluso en urbanizaciones privadas.

Por medio de asociaciones protectoras o convenios con algunos ayuntamientos se procedía a campañas sanitarias y de esterilización autorizadas con precios muy reducidos por parte de nuestros servicios veterinarios, incluso a veces con precio de coste, aportando nuestro desinterés por ese motivo.

En las últimas semanas estamos siendo testigos de nuevo, de un aumento alarmante de la población de gatos en los citados lugares, debido al:

-Abandono indiscriminado por parte de propietarios por la crisis económica o bien por desecho de los mismos a la calle.

-Reducción de esas campañas sanitarias también por reducción de las inversiones de los ayuntamientos que son los verdaderos responsables del control de los mismos y la menos motivación de algunas protectoras por su escasa recaudación en donativos.

-Alimentación sin control, bien por pena o por desconocimiento de efecto, por parte de muchos ciudadanos en la calle que favore la proliferación, acúmulo y multiplicación de nuevos gatos que van apareciendo y que no se esterilizan.

-Hace pocos días hemos sabido de la intoxicación de algunos gatos de varias localizaciones por parte de algunos vecinos molestos por los otros, ya habiéndose denunciado a los posibles culpables.

-Reclamación a los ayuntamientos y protectoras municipales para que acudan y aporten registro y control de los mismos, desparasitaciones internas a los mismos administrados con la comida, así como seleccionando a los enfermos para su cura, control y aislamiento, así como control de pulgas y otros parásitos externos y potencialmente peligrosos sobre todo para niños y otras mascotas que vivan cerca de aquellos.

Es por ello que debemos valorar y saber un mínimo sobre los aspectos sanitarios más importantes de estos animales y el riesgo para personas que conviven con ellos o cerca de ellos:

-Más del 80% de los gatos callejeros son portadores de gusanos intestinales y tenias, muchos de importante riesgo de contagio al ser humano ( provocando reacciones cutáneas, larvas migrantes a varios órganos, sobre todo en niños), por la transmisión a través de las heces en parques y lugares de juego infantil o cercanos a colegios.


-Muchos de estos gatos padecen infecciones respiratorias, de origen vírico ( gripe felina) y otras bacterias como Stafilococos, Pasterellas y Pseudomonas, muchas de riesgo importante para personas con pocas defensas o propensas a problemas respiratorios.

-Problemas cutáneos como la Tiña ( micosis cutáneas) y sarnas de varios tipos. la tiña es muy frecuente en la mayoría de los gatitos que habitan en esas zonas con poca higiene y control.

-Los gatos son portadores o enfermos del virus del SIDA felino o FIV ( virus de la inmunodeficiencia humana) y del virus de la leucemia felina (Felv). Este último ( Felv) aún no se ha demostrado sea inofensivo totalmente para el ser humano o pueda dar lugar a origen a algunos tipos de leucemias en personas.

Es por ello que debemos cumplir si queremos disfrutar de estos gatos en libertad un mínimo de recomendaciones:

-A nivel de calles o urbanizaciones, los particulares debieran de darles de comer en lugares apartados de colegios, parques o restaurantes, evitando la afluencia masiva de los gatos, zonas donde habría peleas y maullidos nocturnos molestos en épocas de celo, etc…

-Promover campañas, como mínimo antiparasitarias y de control de enfermedades, así como de campañas de esterilización a bajos costes, convenidos con organizaciones municipales.

-En caso de mantener esas poblaciones, éstas sean controladas y aisladas de zonas de contenedores, acotadas por los ayuntamientos donde quien quiera pueda ayudar a darles calidad de vida a esos gatos, bien ofreciéndoles comida como controles sanitarios.

-Tratamientos de los animales enfermos y campañas de control / test  de las principales enfermedades contagiosas para el hombre, colocación de jaulas trampa para después tratarlos o trasladarlos a mejores zonas…

-Otra medida importante sería la de concienciarnos sobre la adopción del mayor número de gatos posibles para así mejorarles un poco más su calidad de vida, promoviendo a nivel de protectoras y administraciones la facilidad y autorización para capturarlos y buscarles un hogar, así como estimular las campañas anti-abandono de los mismos

Aún así todas estas medidas para que sean eficaces deben de llevarse a cabo a la vez por todos nosotros en general.