0

Aparición en el medio ambiente de especies exóticas: La culebra real de california.

Sería por el año 1998 cuando un dueño incauto, cansado de ver cómo las culebras que criaba en su terrario se hacían demasiado grandes  decide soltarlas en el monte para que, al menos, tengan una oportunidad. No sabe, sin embargo que está causando un gran perjuicio a la naturaleza del entorno de Gran Canaria, su isla. Las culebras que ha soltado son  Lampropeltis getula californiae, una subespecie de la serpiente real común que habita en la zona de California y que presenta una gran variedad de patrones de coloración con bandas y franjas blancas y negras, existiendo un patrón albino también. A

No es una especie dañina para el ser humano pues no es venenosa y su mordedura no es dolorosa en exceso pero para el ecosistema canario es un gravísimo problema.
En Gran Canaria se alimenta principalmente de reptiles autóctonos como son la Lisa grancanaria, el Perenquén de Boettger y el Lagarto de Gran Canaria, aunque también depreda sobre huevos y aves autóctonas.
Hacia el año 2007 se inició el programa LIFE+LAMPROPELTIS con el que se pretende reducir la densidad y abundancia de esta especie en la isla de Gran Canaria con el fin de minimizar su impacto en la biodiversidad de la isla. Además, se ha prohibido su mantenimiento como mascota.

Desde que comenzó el proyecto se han podido capturar cientos de culebras de esta especie y alguna que otra especie más, como iguanas, boas o pitones que sí pueden mantenerse como mascotas.

proyecto LIFE-LAMPROPELTIS