0

Cuidados básicos: el cachorro huérfano

Los recién nacidos dependen totalmente de la madre y si ella no puede, habrá que criarlos a mano. A continuación os diré algunos de los aspectos básicos que hay que tener en cuenta para que crezcan bién. Estos aspectos son:

  • Temperatura: Cuando son tan pequeños son incapaces de regular su temperatura corporal, la cual és muy fácil que cojan una hipotermia. Por eso, los colocaremos todos juntos, en un lugar cálido, dónde la primera semana la temperatura ambiente oscile entre los 30 y 32ºC, y acontinuación disminuya semana tras semana.
  • Higiene: Habrá que ponerlos en una caja o una cesta con empapadores, habrá que cambiarlos cada vez que se ensucien. Para que los cachorros hagan sus necesidades, habrá que frotarles con una gasa o un algodón empapado con agua tiba en todo el cueerpo y sobre todo en la zona genital, como si fuésemos la madre lamiendo al cachorro.
  • Alimentación: Habrá que escoger tetinas del tamaño adecuado, así como biberones y leche especial, la cuál la encontraremos en las tiendas especializadas en nuestras mascotas. Habrá que ofrecerles el biberón en la cantidad y la frecuencia adecuada, normalmente cada tres horas o cada vez que tengan hambre, y la cantidad según la raza (normalmente cuando compras la leche en polvo hay un prospecto en el que te informa), también hay que hacerlo en la postura adecuada, tumbados sobre una toalla, o en postura normal, nunca boca arriba (mirar la foto).
  • Prevención de enfermedades: Como la madre no puede ofrecerles las defensas necesarias, hay que acudir al veterinario para que le inyecten un medicamento que sustituye a las defensas de la madre. Y seguir con todas las instrucciones que te dé el veterinario, como las pautas de vacunación, desparasitación, etc.
  • El baño: La edad en la que se  debe empezar a bañar a los cachorros normalmente es sobre los tres meses, después de haberle puesto las vacunas de cachorro, porque en este periodo, el sistema inmunitario del cachorro no está del todo desarrollado, por lo que hay que evitar que caiga enfermo, y si se le baña antes de las vacunaciones corremos el riesgo de que se enfríe antes de secarlo, y eso puede se peligroso.
  • El paseo: al igual que el baño, hay que esperarse a tener todas las vacunaciones de cachorro, ya que al sacarlo a la calle y dejarlo en el suelo o, si se acerca a otros perros, pueden coger enfermedades bastantes peligrosas. Por eso se recomienda que durante los primeros tres meses más o menos (hasta que tengan todas las vacunaciones) es mejor tenerlos en casa y que no salgan, sólo al veterinario.